Beceite,  Qué ver,  Valderrobres

Cómo llegar a la Fábrica Bonica: el lugar de moda en el Matarraña

La Fabrica Bonica o Fábrica Zurita fue una papelera durante los siglos XVIII, XIX y XX. Situada entre Valderrobres y Beceite, es característica por la monumentalidad de sus fachadas y su arquitectura.

Fue construida en 1789 junto al río Pena, con el propósito de utilizar la fuerza del agua para la fabricación de papel de naipes, que llegó a sumistrarse a Heraclio Fournier. 

Contaba con cinco pisos: sótano, planta baja, primera planta y dos galerías. Los dos primeros estaban dedicados a la fabricación del papel y en las galerías era donde este se secaba. La primera planta, por su parte, era la vivienda de los propietarios.

En la actualidad, el interior se encuentra en gran parte derruido y la vegetación ha invadido el espacio. Apenas podemos diferenciar los distintos pisos y una pared principal con arcos. Tampoco se conserva el tejado, que fue comprado por Estrella Damm en 1955 para utilizarlo en su fábrica de Barcelona.

Es el exterior de la Fábrica Bonica lo que deja boquiabierto a todo el que la visita. Tres de sus cuatro fachadas se encuentran decoradas con numerosos frescos coloridos, entre los que podemos distinguir varios animales, un torero entrando a matar o múltiples ornamentaciones.  

También se conserva la Capilla de Santa Bárbara, un edificio adicional de planta rectangular situado a la derecha de la fábrica.

A día de hoy, la propietaria del edificio es la familia Yuste Moyano, que se enamoró de él por casualidad.

 

Para visitar la Fabrica Bonica tendremos que llegar hasta Valderrobres y tomar la carretera dirección Fuentespalda. Tras dejar la capital del Matarraña atrás y avanzar unos minutos, nos desviaremos a la izquierda hacia el Embalse de Pena. Ahora solo queda seguir por la pista, cruzando un puente y llegando a una gran masía tras una curva muy cerrada a la derecha. Seguiremos avanzando por la pista hasta que el bosque comience a ser pofundo y encontremos a la derecha una pequeña explanada. Al final de ella se encuentra un camino peatonal que desciende y nos lleva a la Fabrica Bonica.

Os recomendamos aparcar el coche en la misma explanada o en cualquiera de los apartaderos que hay continuando por la pista que veníamos siguiendo.

Ahora que ya conoces todas las curiosidades de esta Fábrica-Palacio, ¡es hora de visitarla!

¿Te parece digno de #SABOREAR?

DÉJANOS UN COMENTARIO CON TU OPINIÓN
SÍGUENOS EN LAS REDES SOCIALES

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *